UP

-     Escrito por ruben

DIY: Cómo reutilizar un clip | Manualidades con clips

Los clips metálicos, desde que aparecieron sirvieron para dar una solución sencilla fundamentalmente a un problema: mantener unidos sujetos los papeles. Su forma conseguía hacer efecto pinza gracias a un diseño humilde pero revolucionario. Sin embargo, al cabo del tiempo se han encontrado múltiples utilidades para estos pequeños amigos. Todas ellas sin duda contribuyen a hacer algo más fácil nuestra vida. En Bricolaje 10 os ofrecemos algunos consejos y trucos para utilizar de una forma novedosa estas pequeñas piezas. En particular, aprenderemos a hacer elementos decorativos, y en general, aprenderemos nuevos usos para los clips metálicos que hasta ahora nos pasaban inadvertidos. Atentos a estas manualidades con clips.

Collares con clips

Para la primera de nuestras manualidades con clips escogeremos una cinta adhesiva de un color que nos guste. Iremos cogiendo clips y los iremos uniendo haciendo pasar uno a través del “nudo” del otro. Después de haber realizado esta operación nos quedará una especie de cadena de clips. Entonces será el momento de ir rodeando cada clip con la cinta adhesiva.

Collares-con-clips

Podemos repetir la operación varias veces y confeccionar varias cadenas de clips envueltas en cinta adhesiva. Posteriormente, uniremos todas las cadenas por los dos extremos. Las colocaremos una junto a la otra y después de poner juntos todos los extremos, pasaremos un pequeño broche (de los que tienen forma de pequeño mosquetón) por todos al mismo tiempo. En el otro extremo colocaremos una pequeña arandela que junte todos los extremos de la cadena. Después, abrocharemos nuestro collar pasando cicha arandela por el mosquetón y cerrándola. Tendremos un estupendo collar; original, personalizado y sencillo. Obvia decir que podremos combinar distintos colores de cinta adhesiva para conseguir un efecto más logrado.

Clips para sujetar los tirantes de nuestro sujetador

¿Nunca os ha ocurrido que al llevar sujetador y una camiseta sin mangas se veían las tiras de la prenda por detrás?. Si no queréis que esto ocurra, el clip viene a vuestro rescate. En este caso, necesitaremos la ayuda de alguien. Antes de nada, introduciremos uno de los tirantes por la parte abierta del clip hasta que quede colgado de ella. Después, acercaremos una tira a la otra. Es en entonces el momento de pasar la otra tira por las dobleces del clip. El resultado será que ambas tiras quedan juntas y en paralelo gracias a este sencillo artilugio. Una de esas manualidades con clips que solucionan fácilmente un problema.

Un armario en miniatura

Esta es una de las que personalmente más me han gustado. Es muy sencilla y el resultado es verdaderamente original. Para empezar, construiremos un pequeño armario o un transportador de ropa. Es decir, haremos una pequeña estructura de esas que se utilizan para transportar la ropa colgada de un sitio a otro. Naturalmente, también podremos hacerla estática colocando simplemente dos palos que sostienen a otro.

Lo que nos interesa es lo que podremos hacer con nuestros clips. Abriremos un poco la estructura separando la parte que hace la curvatura hacia dentro. Nos referimos al extremo que se curva a la mitad. Con el otro extremo, también haremos una separación. La intención será recrear la forma de una percha. Para ello, después de separar ambas partes nos debe quedar una especie de triángulo. Nuestro triángulo en miniatura quedará con el sobrante del extremo que se curva por fuera. Sólo tendremos que recortar un pequeño trozo de ese extremo y nos quedará la forma semi circular por donde colgamos habitualmente la percha. Esta idea es estupenda para organizar la ropa de muñecas o peluches. Será por lo tanto una estupenda forma de estimular la imaginación de los más pequeños.

Señalador de páginas personalizado

En muchas ocasiones, los marcadores de páginas son sosos y aparatosos. Los clips pueden ayudarnos a dar un toque más sutil y sofisticado a este propósito de saber por dónde va nuestra lectura. Es una manualidad muy sencilla. Por ejemplo, podremos confeccionar un dibujo sobre una cartulina y recortarlo. Después de haberlo recortado, lo pondremos de nuevo sobre una cartulina y volveremos a recortar su contorno para obtener dos figuras iguales.

Señalador-de-páginas-personalizado

Podemos darle la forma que más nos guste, por ejemplo una jirafa. Aprovecharemos entonces para adornar ambas partes, la frontal y la posterior. Después de esto, introduciremos entre las dos (superponiéndolas) aproximadamente medio clip. Entonces, con un poco de cinta adhesiva, juntaremos los dos trozos del papel al clip. Otra forma consiste en hacer una sola lámina y pasarla por el clip. También podremos hacer una pequeña figura de tela y coserla para dejar algo de hueco en el medio para el clip. Un sombrero escocés, por ejemplo. Entonces repetiremos la operación, esta vez atando un poco de hilo al clip. El resultado será un señalador con el motivo que más nos guste. No puede haber manualidades con clips más resultonas.

Cortinas con clips

Esta sea quizás la manualidad más conocida. Podremos hacerla con clips de distintos colores o con los clásicos de colore metal. Básicamente consiste en hacer varias cadenas de clips de la medida que necesitemos para nuestra cortina. Después de haberlas terminado (es un trabajo de paciencia para el que os aconsejamos contar cuantos son necesarios y hacer montones con el número exacto) las pasaremos todas por un alambre. Podemos colocar pequeños separadores de los mismos que se utilizan para hacer trabajos textiles. Con ello evitaremos que se enreden. Hay quien también forra los clips para evitar que en el movimiento pase lo mismo. Es una fantástica solución y nos ahorrará muchos problemas.

Después de pasar dicho alambre (de grosor medio) por todas las cadenas, fijaremos dicho alambre a la barra de cortina.

Base para sujetar teléfono móvil

Otra de nuestras manualidades con clips: simplemente debemos separar nuestro clip por su eje. Es decir, hacer la separación esta vez de una de las mitades dobladas a la otra hasta conseguir un ángulo de cuarenta y cinco grados aproximadamente. Nos quedará entonces un soporte del mismo ángulo que soportará sin ningún problema nuestro teléfono móvil. Es una solución muy buena si en alguna clase de reunión queremos compartir algún vídeo o galería de fotos con familiares o amigos. En un santiamén conseguiremos un soporte para nuestro teléfono que no interfiera en el sonido y no haga que tengamos que estar sosteniéndolo todo el tiempo. Puede hacerse con todo tipo de clips.

Base-para-sujetar-teléfono-móvil

También te puede interesar:

Fuentes de imágenes:

  • https://i.ytimg.com/vi/41hkgFXsFyk/maxresdefault.jpg
  • http://artandblog.com/artandblog/artandblog.com/artandblog/wp-content/uploads/2015/01/IMG_2406.jpg
  • https://s-media-cache-ak0.pinimg.com/originals/50/70/b6/5070b67d3154fdcc039090213280412b.jpg

Bricolaje10.com

Newsletter