Escrito por Tendenzias

Manualidades para el día del padre 2017 | Preescolar

¿Que queda mucho para el Día del Padre? Ya nos lo dirás cuando falten horas y no tengas nada preparado. Para que no te pase lo del año pasado, hoy te traemos manualidades para el Día del Padre 2017, nivel preescolar.

Es decir, esos detalles que hacemos con los peques de la casa que, si bien no son el Ferrari o el viaje a Las Vegas que quiere el hombretón de la casa, le llegan a ese corazón que quiere hacer ver de piedra, pero que se derrite con estas cositas. Y es que no todo tiene que ser gastar y buscar lo exclusivo. O quizás sí. Y es que, si tu hijo o tu hija te hace un regalo, no habrá nada más exclusivo que eso. No valdrá millones para el resto del mundo, pero para papá no tendrá precio.

Manualidades para el día del padre 2017 | Preescolar

Lo mejor de todo, es que estas manualidades para el Día del Padre, son de lo más sencillas y fáciles de hacer. No te llevarán mucho tiempo, tampoco demasiado coste con sus materiales. Y lo mejor de todo, pasarás un rato increíble con tus peques, quienes se sentirán la mar de bien, haciendo algo especial para su padre.

No sólo eso, este tipo de actividades ayuda a desarrollar la capacidad cognitiva, la psicomotricidad y la inteligencia de los pequeñajos. Y es que, desde que los Huevos Kinder cambiaron los juguetes de montar, por muñecos de una pieza, todo ha ido a peor. ¿No coincidió esa decisión con el inicio de la crisis? ¿Casualidad?

Una manita para el manitas

Si tu padre es un manitas, este regalo le va a hacer llorar. Si tu padre es un manazas, este regalo le hará llorar también, pero con motivo. Sea de un grupo o de otro, no hay varón adulto que no se jacte de ser un arregla todo en la casa, de llevar los pantalones y de atreverse con lo que le echen, en cuanto a reparaciones se refiere. Habitualmente, la realidad dista mucho de tal afirmación.

No obstante, que no tenga capacidad para apretar un mísero tornillo, no quiere decir que no pueda tener la caja de herramientas más molona del mundo. Para ello, sólo tenemos que ir a una gran superficie de bricolaje y comprar una caja de madera, tan de moda últimamente, en la que meter las herramientas mainstream. A partir de ahí, lo que queramos.

Desde forrar la caja con fotos de los miembros de la familia, hasta pintarla del color favorito de papá o con los de su equipo favorito. Todo vale. Obviamente, también se pueden poner pegatinas, el nombre de papá con goma foam o goma eva, o hacer un dibujo con rotuladores para madera. El lienzo está en blanco y la imaginación es libre.

Marcapapáginas

Si tu padre es de los que lee a menudo, este regalo te va a salvar la papeleta de este año. Eso sí, para el que viene, toca pensar otra alternativa. De momento, para este Marcapapáginas (no, no está mal escrito), necesitamos un trozo de cortina, una corbata que no use o un lazo de color que más le guste a papá. Si no queremos que quede tan cuadrado y frío, podemos cortar algún borde para que sea más geométrico y simpático.

Debemos coger suficiente tela como para que sobrepase la medida del libro al subir y al bajar. ¿Motivo? Para que se vea bien. Y es que, en la zona interior, la que marcará el libro, estará tu foto, la de tus hermanos o la de toda la familia. Como prefieras. Sólo tienes que graparla (es lo más sencillo y cómodo) y en menos de un minuto, tendrás un regalo de lo más cuqui. Eso sí, que no lo use en libros antiguos o de gran valor. La grapa puede ser algo dañina con la obra.

Dame todo lo que lleves… ¡Vacía tus bolsillos!

¿Qué es lo primero que hace un padre cuando llega a casa (tras rascarse la zona del cuerpo que más le pique desde la oficina)? Exacto, volver a rascarse. Pero luego, deja las llaves, el reloj, la cartera, las monedas, la tarjeta que le han dado de un sitio de masajes… La pregunta es, ¿dónde lo deja? En el taquillón de la entrada. El mismo que tenía su madre, la abuela, en su casa del pueblo y que heredó tu padre hace años. Lo prefirió a los pendientes de diamantes. En fin.

Para que todas sus pertenencias no estén danzando por el mueble, con riesgo de caerse o que alguien los tire, nada como un vacíabolsillos. Y si es personalizado, mejor que mejor. Tan fácil como coger una caja de cartón o una cajita de madera en cualquier tienda y decorarlo a gusto del consumidor. Eso sí, en este caso, forrar el interior con una telita, es muy agradecido. Tijeras, pegamento y a decorar el exterior.

Desde Lego…

Es un hecho. A tu padre, como a todos los padres, le encantan los Lego. Ya tienes regalo. Basta con ir a una tienda o pedir online un panel y, muy importante, la pieza 3176.

A todo ello, le sumas una argolla y tu padre ya tiene el llavero más sencillo pero más molón que se puede imaginar.

Dando las notas

Sin duda, el regalo más sencillo de hacer y el más práctico. Basta con coger un paquete de post-it o un bloc de notas, y decorarlo a gusto de consumidor. Que si le quieres mucho, que si conduzca con precaución, que si quieres un iPhone cuando seas mayor. Lo que sea.

Eso sí, por muy padre que sea, sabrá que no te has esforzado mucho en su regalo. Motivo por el cual, además de envolverlo de forma decente y acompañarlo con algo para escribir, regálale otra cosita, aunque sea simbólica. Un vale regalo personalizado, te puede ayudar mucho cuando él tenga que devolverte el regalo en tu cumpleaños. De nada.

También te puede interesar:

Bricolaje10.com

Newsletter