Escrito por Tendenzias

Cómo cambiar la cerradura de una puerta paso a paso

A todo el mundo le ha pasado, al menos, una vez en la vida. Más de una a quien ha tenido mala suerte. Ese momento en que llegas a casa o vas a salir y la cerradura de la puerta principal no funciona bien. Ya sea porque la llave no entra, porque no hace el giro completo, porque el bombín se ha desprendido o porque, sencillamente, la llave se rompe dentro.

Ante tal situación, tenemos dos opciones. Sólo dos. La primera, llamar a un cerrajero y prepararte para el clavo que te espera, sobre todo, si viene con carácter de urgencia. El gasto puede superar, tranquilamente, los 400 euros. Y sí, muchos te dirán lo de no cobrarte el IVA y demás, pero el tremendo palo que te va a dar, te va a dejar tiritando para el resto del mes.

Por tal motivo, hoy te vamos a mostrar y a enseñar la interesante segunda opción: cómo cambiar la cerradura de una puerta paso a paso. Una operación sorprendentemente sencilla en la que sólo tendrás que acometer un gasto, el de la cerradura y que te puede llevar poco más de 5 minutos. De ésas reparaciones que haces en casa y alucinas cuando terminas por lo sencillo del proceso y por el dineral que te has ahorrado.

Cómo cambiar la cerradura de una puerta

Cuando hablamos de la sencillez del proceso, es porque cualquiera puede hacerlo. Nadie cree saber cómo cambiar la cerradura de una puerta, pero con las indicaciones adecuadas, cualquiera puede hacerlo.

Tan sencillo como abrir la puerta y mirar la cerradura, tiene dos tornillos en un lado y uno en otro. Pues bien, tenemos que sacar el que está solo y empujar el bombín para sacarlo de la estructura. Si no sale, a lo mejor hay que meter la llave hasta que la cerradura coincida con el hueco que tenemos. En el caso de algunas puertas blindadas, es posible que también tengas que aflojar el picaporte para sacar el bombín, pues van conectados.

Una vez que tienes el hueco, debes coger el bombín que has comprado con anterioridad y meterlo en el hueco disponible. Si lo haces con la llave puesta, te resultará más fácil el proceso. Cuando lo tengas colocado, vuelves a meter el tornillo que habías sacado y lo aprietes.

Obviamente, antes de llevar a cabo esta operación, debes asegurarte de que el bombín que has comprado sea compatible con el que tienes. Es decir, similares características. Es complicado no acertar, pues en lo que a longitud se refiere, sólo hay de dos tamaños. Te la juegas al 50%. Por tal motivo, es aconsejable que a la cerrajería vayas con las medidas de la puerta, el grosor de su canto, incluso algunas fotos. Más que nada, para ahorrarte el paseo de la vergüenza por escoger justo el que no era. Que pasará.

También es imprescindible que sepas cuál es la medida de aguja de la cerradura. Este concepto desconocido para la gran mayoría de gente, es la distancia que hay entre la ranura de la llave y el canto por el que salen los anclajes. Esa distancia es la que marcará el tipo de cerradura que necesitas.

Si además del bombín, quieres cambiar también la cerradura, la cosa cambia. Cambia porque vas a echar un minuto más, no porque se complique. En este caso, además del tornillo que sacaste, debes aflojar el resto para sacar todo el mecanismo. Aquí sí que es importante que la cerradura que compres sea exactamente igual en tamaño a la que tienes. Innegociable.

La relevancia del fondo también es capital, pues la cerradura debe rellenar el hueco completo que deje la anterior. Si es más grande, ni podrás meterla. Si es más pequeña, no inventes rellenando huecos ni hagas ñapas cutres. Vas a la tienda, cambias la cerradura y vuelves. Hablamos del elemento que da acceso a tu casa.

Cómo cambiar la cerradura de una puerta: materiales

Aunque ya lo hemos visto, a la hora de aprender cómo cambiar la cerradura de una puerta, la lista de materiales no es extensa que digamos.

¿Qué necesitas?

  • Cerradura
  • Destornillador

Si quieres, llévate un destornillador de estrella y otro plano, para hacer algo de bulto, pero éste último es posible que ni le uses. En cuanto al tiempo estimado para la ejecución, no hemos exagerado cuando hemos estimados unos 5 minutos en total. En algunos casos, con la visita a la tienda incluida, si te pilla muy cerca de casa.

Cómo cambiar la cerradura de una puerta paso a paso

Una vez tenemos los materiales y la noción de cómo hacerlo, vamos a repasar cómo cambiar la cerradura de una puerta paso a paso.

loadInifniteAdd(infinite_adv_1);
  • Paso 1 – En el frontal de la cerradura, retira los tornillos que están a la vista y saca el pomo o el picaporte
  • Paso 2 – Turno para el bombín. Con la puerta abierta y de canto, quita los tornillos que hay junto al bombín. Una vez retirados, mete la llave y gírala hasta que el mecanismo coincida y te deja sacar todo el mecanismo del hueco de la puerta
  • Paso 3 – Para sacar la cerradura con más facilidad, es recomendable que saques los embellecedores con el destornillador.
  • Paso 4 –  Cogemos la nueva cerradura y la introducimos en el hueco. Tan fácil como seguir los pasos anteriores a la inversa, es decir, del 3 al 1.

Como recomendación, si la puerta es de madera, como suele ser en el 95% de los casos, antes de colocar la cerradura, comprobaremos el estado del hueco. Si vemos que tiene algún desperfecto, picotazo o agujero, no está de más echar algo de masilla de madera o cera especial para cubrirlo. Así evitaremos facilidades a quienes quieran entrar en la casa sin ser invitados. Si tienes que escatimar en algo, que no sea en el elemento que separa tu casa del resto del mundo.

También te puede interesar:

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos